AÏDA VINYALS I GARRIDO

“Escribimos por amor al arte”. Eso dicen de nosotros. Que la literatura es entretenimiento, juego, ocio… Que sus enseñanzas son vanas, superficiales, prescindibles… Que su contenido es irreal, falso, fantástico… Que no encierra la verdad ni se fundamenta en axiomas demostrables…  

¿Entonces por qué escribimos?  Escribimos para conocernos, para expresarnos, para comunicarnos. Para consolarnos, para liberarnos, para redimirnos. Para quejarnos, para denunciar, para luchar. Para sufrir, para llorar, para gritar. Para reír, para disfrutar, para gozar. ¿No son suficientes motivos? Sólo hace falta que cada uno encuentre el suyo y lo satisfaga. Es una manera de mostrar el alma que llevamos dentro entre las muchas máscaras que nos rodean. Una afirmación como personas. Como sujetos. Como “yo”.

Yo pienso, luego existo. Yo existo, luego siento. Yo siento, luego escribo…

Ya sabéis que podéis participar activamente en la página web con vuestras creaciones. Aïda Vinyals escribió este poema y ha decidido regalárnoslo.

 

Aïda Vinyals i Garrido

Mi inspiración, que adormecida sueña

con una mano con la que revivir,

me preguntaba entre delirios

el porqué de su ausencia en mi memoria.  

 

Tiempo hace que el rumbo,

Que parecía encaminarme hacia la verdad,

Se ha perdido entre la bruma de los días,

Cálidos, y a la vez helados,

De este nuevo otoño que se pasea de calle en calle,

La rutina del cual es esperar

A que llegue otro invierno

Y llene de vacío, lluvia, frío,

A quienes se atrevan a retarle.

 

¿Por qué, si no somos nada,

Podemos llegarlo a ser todo para alguien?

 

¿Por qué, cuando parece que todo tenemos,

La nada es la que inunda nuestras almas?

 

Si cada momento es único e irrepetible,

Me da miedo pensar en cuántos he dejado pasar

Mientras flotaba por mi utópico paraíso,

Mientras de vivir me había olvidado.

 

Ahora, perdida en este confuso noviembre,

Desvaneciéndome entre las sombras

Y recordándome sin tener más remedio,

Espero y, con la mente en blanco, lo pienso todo.

La verdad que todos buscamos,

No es sino la que está más adentro

Y se alimenta de los instantes, los más pequeños detalles.

 

Pero a mí, yo que vago como cuerpo inerte entre el humo

Sólo me quedan unas palabras que embellecer,

Unas calles por recorrer, un invierno para sobrevivir,  

Sólo me faltan ausencias que suplantar,

Delirios por superar, instantes para recordar.

Published in: on noviembre 11, 2008 at 6:36 pm  Comments (2)  

The URI to TrackBack this entry is: https://literaturabachillerato.wordpress.com/2008/11/11/aida-vinyals-i-garrido/trackback/

RSS feed for comments on this post.

2 comentariosDeja un comentario

  1. ¡Gran comentario!
    jaja

    atentamente:
    a.ï.d.a.a.s.e.c.a.s

  2. 🙂
    jojojo


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: